Principios de la transformación digital de la empresa.

Principios de la transformación digital de la empresa.

Principios de la transformación digital de la empresa.

La interacción con nuevas tecnologías conlleva el reto de aprender a utilizarlas, pero también las ventajas y beneficios que ofrece su uso.

Si bien la digitalización no es algo nuevo, sí lo es la velocidad y el ritmo al que se espera que las organizaciones y sus colaboradores entiendan sus efectos y convivan con ella, ya que la crisis sanitaria no ha dejado otra opción, afirmó la directora de asesoría en Capital Humano de KPMG en México, Olivia Segura.

Lo CEOs opinan lo mismo, de acuerdo con el estudio KPMG 2020 Global CEO Outlook. Edición especial COVID-19 75% de los directores generales a nivel global (82%, en México) afirman que la creación de experiencias digitales perfectas para el cliente se ha acelerado, y 63% (en México y a nivel global) considera que también se ha incrementado la velocidad en la que se generan nuevos modelos de negocio digitales y nuevos flujos de ingresos.

Segura explicó que entonces, para poder capitalizar las oportunidades de una era digital, hay que tener una mentalidad diferente, abierta al cambio, flexible, innovadora, capaz de retar al statu quo, una mentalidad de crecimiento, es decir, una mentalidad digital.

Para lograrlo, definió cuatro principios clave para un marco de mentalidad digital, imprescindibles para hacer frente a los retos y aprovechar las oportunidades:

Conectar la cadena de valor de punta a punta (end to end), existe una conexión entre la experiencia de los colaboradores y la del cliente, de ahí la relevancia de que la fuerza laboral entienda cómo se genera valor en cada actividad que se ejecuta. Se trata de mejorar la experiencia del colaborador para que, a su vez, este mejore la del cliente.

Todos son innovadores, la mentalidad innovadora ha sido un elemento clave de la resiliencia demostrada por líderes y equipos en la nueva realidad, y permitirá continuar la transformación que requieren las organizaciones para sobrevivir y prosperar en una época de cambio. Por ello es necesario desarrollar una cultura que promueva mayor experimentación y menor escepticismo, que no castigue los errores, sino que premie los intentos, pues los aciertos llegarán tras un número suficiente de estos.

Una mentalidad de crecimiento, que fomenta la agilidad, la colaboración y el cambio, la interacción con nuevas tecnologías conlleva el reto de aprender a utilizarlas, pero también las ventajas y beneficios que ofrece su uso. Sobreponerse al temor frente a lo desconocido será clave para aprovechar y disfrutar de los beneficios de la innovación mediante el uso de inteligencia artificial y robótica, que en muchos casos ya se aprovecha en múltiples interacciones, sin estar conscientes de ello.

Todos son líderes y se les anima a actuar y a desafiar, la autonomía y la libertad para actuar son requeridos por los colaboradores para demostrar su liderazgo y proponer. Esto viene acompañado también del "accountability", que se define como responsabilizarse de dar resultados y rendir cuentas sobre esos mismos resultados para los cuales se ha tendido libertad de acción.

Desde la perspectiva de los líderes de la organización, estos cuatro principios podrían parecer claros y ser aceptados, pero ¿cómo empezar a transformar la mentalidad de una organización?

Contar con un entendimiento claro de dónde se encuentra y la situación a la que se desea llegar suena como una fórmula probada, y lo es: entender cuál es el punto de partida y la meta en el contexto particular de cada organización debe ser el primer paso.

La conciencia de la propia situación y la visión compartida de cómo es y qué fortalezas y debilidades existen en la mentalidad de la fuerza laboral permitirán generar ese sentido de urgencia para cambiar y evolucionar, antes de que esta necesidad apremiante se convierta en una amenaza para sobrevivir como negocio o para conservar los puestos de trabajo, concluyó la ejecutiva.


Imprimir   Correo electrónico

Related Articles